Nuevos Criterios Diagnósticos para los Trastornos de la Personalidad

, Author

  • una calificación que evalúa el nivel general de funcionamiento de la personalidad;
  • una calificación que evalúa la correspondencia con determinados tipos de personalidad (que son los 10 trastornos del actual DSM-IV);
  • Calificaciones independientes (es decir, disociadas de los tipos, a diferencia de la versión propuesta originalmente) de seis dominios de rasgos de personalidad, que se determinaron a partir de modelos de personalidad, como el famoso modelo de los Cinco Grandes («Big five»).
    • Estos tres componentes se combinan para dar el criterio A (disfunción de la personalidad) y el criterio B (buena correspondencia con uno de los tipos o calificación extrema en uno de los seis dominios de rasgos) de la definición general de un trastorno de la personalidad.

      Este modelo, argumenta el grupo de trabajo, es flexible y centra la atención en la psicopatología de la personalidad con grados crecientes de especificidad, dependiendo del tiempo, la información y los conocimientos disponibles.

      Así:

      • la primera calificación que indica el nivel de funcionamiento permite determinar si una persona tiene un problema de personalidad y, en caso afirmativo, su nivel de gravedad;
      • el tipo permite caracterizar el trastorno;
      • las calificaciones de rasgo permiten una descripción más detallada de la heterogeneidad con respecto a los 10 tipos predefinidos, si se desea, y también describen a los individuos que no se ajustan a uno de los 10 tipos.
        • El grupo de trabajo había propuesto inicialmente un sistema con 5 tipos predefinidos en lugar de los 10 actuales, que había sido controvertido (se había cuestionado, en particular, la exclusión del trastorno narcisista de la personalidad). Para facilitar la transición del DSM-IV al DSM-5, se mantendrán los 10 tipos.

          Este modelo se está probando actualmente para comprobar su fiabilidad y utilidad clínica. Se prevén futuros cambios basados en estas pruebas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *