RDC: La caza de los fugados de Makala se torna agria – La Libre Afrique

, Author

Detenidos los falsos fugados

La fuga, posibilitada por un ataque a la prisión «por parte de individuos aún no identificados hasta la fecha», llevó al ejército y a la policía a localizar a los fugados. El fin de semana pasado detuvieron a 200 personas. Sin embargo, afirman las dos ONG en un comunicado de prensa conjunto, «esta caza ya está dando lugar a abusos, en el sentido de que algunas personas inocentes que no están en posesión de sus documentos de identidad, especialmente los conductores de mototaxis, son detenidos por las fuerzas del orden y tratados como fugitivos. Las ONG piden al ministro del Interior, Emmanuel Ramazani Shadari, que ponga fin a esta práctica.

Las dos ONG invitan además al ministro de Justicia, Alexis Thambwe Mwamba, a convocar un estado general de las prisiones para reflexionar sobre su reforma y actuar para acabar con «la corrupción y el tráfico de influencias dentro de las cárceles», ya que el sistema penitenciario contiene «en sí mismo factores que favorecen la fuga».

Derechos de visita y vigilancia de vehículos

Las ONG citan, por ejemplo, el hecho de que una persona que visita a un detenido en Makala tiene que «gastar el equivalente a entre 5 y 10 dólares, dado que en cada control están obligados a pagar algo de dinero. Este dinero nunca entra en las arcas del Estado. Además, los guardias de la prisión custodian en el recinto penitenciario los coches de los particulares por una tarifa que «no entra en las arcas del Estado». Este acceso de particulares a la prisión a altas horas de la noche puede favorecer los ataques a la prisión».

Las ONGs también denuncian «la detención de varias personas sin expediente judicial», retrasos en la puesta a disposición del detenido ante el juez «cada vez más largos»; la detención de «personas que se benefician de las leyes de aministía (…) cuando ya deberían estar en libertad» y el incumplimiento de los derechos fundamentales de los detenidos, entre ellos «la mala alimentación, la falta de atención sanitaria, la promiscuidad», instalaciones sanitarias inexistentes o defectuosas, celdas insalubres…»

Por ello, las dos ONG piden al ministro de Justicia que «libere a todos los presos detenidos por delitos menores o que no tienen antecedentes penales» y que investigue la fuga del 17 de mayo.

¿Qué te parece este artículo?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *